Noticias De Bariloche

Ya son 15 los municipales involucrados en la causa por licencias truchas

La causa judicial que investiga la emisión de licencias de conducir, por fuera del sistema formal del municipio, ya suma quince implicados. Esta mañana (7/8) el fiscal Guillermo Lista formuló cargos a tres empleados municipales, dos mujeres y un hombre, y pidió que se habilite el plazo extraordinario de un año para la investigación.

El funcionario judicial incluyó a estas personas por ser partícipes en un sistema de emisión de licencias de conducir, constituyendo el delito de falsedad de instrumento público, cohecho pasivo, e incumplimiento de los deberes de funcionario público entre otros artículos del Código Penal.

Esta audiencia se incorpora a la realizada en junio, oportunidad en la que se formuló cargos contra doce empleados municipales. El municipio, representado por la asesora letrada Marcela González  Abdala, adhirió al planteo de la fiscalía.

Entretanto, el defensor oficial Nelson Vigueras se opuso a la formulación de cargos por no precisar la conducta y el grado de participación de cada uno de sus defendidos lo cual afectaría el derecho de defensa.

Sin embargo el juez Ricardo Calcagno dio por formulados los cargos y otorgó el plazo solicitado, que será unificado al otorgado en la primera audiencia.

El caso que se investiga apunta a lo ocurrido entre 2014 y 2016 en la Dirección de Tránsito del municipio. Según la acusación, los empleados señalados habrían formado una organización para la confección y venta de licencias de tránsito del sistema nacional, evitando así las formalidades que exige la ley a los conductores que las requieren.

Si bien las licencias eran auténticas en apariencia, no dejaron de ser “instrumentos apócrifos”  ya que no contaban con la documentación pública de respaldo y las declaraciones eran falsas.

Pero los empleados municipales habrían contado con un nexo por fuera de la oficina pública, quien captaba a los interesados y ofrecía esta modalidad para contar con una licencia. Esta persona se encargaba del cobro de una suma de dinero que no fue revelada, defraudando así al municipio ya que cada licencia se debía rendir al Ministerio del Interior de la Nación “con un perjuicio considerable dada la importante cantidad de licencias emitidas de esta forma”.

Entre las pruebas se cuenta con la intervención del director de Informática del Poder Judicial, quien constató que los carnets se emitían los días sábado, domingo y feriados por fuera del horario laboral. La causa también incorpora informes del área de Investigaciones Judiciales de la Policía y de la Oficina de Investigación de Telecomunicaciones del Ministerio Público que analizó las llamadas salientes y entrantes de las líneas de investigadas.

Contactanos

Tu opinión y experiencia en el sitio es muy importante para nosotros. Aguardamos tus comentarios.