Noticias De Bariloche

Piden que Ramos Padilla investigue si la confesión de Vandenbroele en el caso Ciccone fue armada

Amado Boudou, en el juicio en donde quedó preso (Reuters)

La causa Ciccone, que derivó en la condena y la detención del ex vicepresidente Amado Boudou y su amigo, José María Núñez Carmona, podría ahora quedar bajo la lupa del juez federal de Dolores Alejo Ramos Padilla que investiga una red de espionaje político-periodístico-judicial. Es que, según indicaron a Infobae fuentes judiciales, el abogado de Núñez Carmona presentó esta semana un escrito en la causa D’Alessio en donde pide investigar si la confesión del monotributista Alejandro Vandenbroele fue “armada”.

El documento, entregado el miércoles al juez Ramos Padilla por el abogado Matías Molinari, defensor de Núñez Carmona, repasa las alternativas del caso Ciccone y los detalles del “arrepentimiento” de Vandenbrole: en base a pruebas de la causa, sostiene que que hubo un llamado de la ministerio de Seguridad Patricia Bullrich a la fiscalía de Jorge Di Lello avisando del arrepentimiento, la intervención de un agente de la Prefectura y el adelanto periodístico en torno a que el Gobierno negociaba con Vandenbrole una declaración bajo la ley del arrepentido tres meses antes de que sucediera.

Según la defensa, las primeras detenciones de Boudou y Nuñez Carmona “parecieran haber inducido al imputado Vandenbroele a celebrar el acuerdo de colaboración”. Aunque el nombre de D’Alessio no aparece relacionado por el momento a este caso, Núñez Carmona hizo saber que se manifestaba dispuesto a declarar en la causa.

“Las circunstancias expuestas Sr. Juez (intervención de funcionarios del Ministerio de Seguridad de la Nación; de un agente de Prefectura cuya identidad aún no se ha podido determinar; del periodista Daniel Santoro dando la primicia del caso) hacen presumir fundamentalmente  a esta parte la existencia de algún vínculo entre los sucesos expuestos -cuya investigación esta parte requirió sin ningún éxito, tanto en ocasión de formular el alegato respectivo en el marco del juicio de la causa ‘Ciccone’, como así también al fundar el recurso de casación contra la sentencia de aquél- y el objeto procesal de la investigación que está llevando adelante Vuestra Señoría”, dijo el defensor.

Amado Boudou está preso el 18 de febrero pasado. Su mejor amigo, José María Núñez Carmona, fue encarcelado unos días después. Entraron y salieron de prisión.

En noviembre de 2017, el juez federal Ariel Lijo ordenó sus prisiones preventivas por asociación ilícita y lavado de activos, en base a la mal llamada “doctrina Irurzun” que habló de vínculos residuales de poder que podrían entorpecer una investigación. Pocos días después, Alejandro Vandenbroele, un abogado que figuraba al frente de The Old Fund, pieza clave para levantar la quiebra de Ciccone, se presentó en Comodoro Py para pedir declarar como arrepentido.

En enero de 2018, la Cámara Federal liberó a Boudou y Núñez Carmona, que llegaron al juicio oral en libertad. Pero volvieron a ser arrestados el 8 de agosto de 2018, el día que un tribunal oral los condenó por el caso Ciccone. Sin embargo, la defensa de Boudou consiguió en diciembre pasado que volvieran a excarcelarlo desde el Tribunal Oral, en donde se aludía a que no se justificaba las prisiones preventivas para nuevos procesados. Casación, sin embargo, hizo lugar a una apelación de las querellas del Gobierno (la UIF y la OA) y dispuso en febrero pasado que Boudou y Núñez Carmona volvieran a la cárcel de Ezeiza, donde se encuentran hoy.

Juez Alejo Ramos Padilla (Federico Zabalete)
Juez Alejo Ramos Padilla (Federico Zabalete)

El miércoles, mientras declaraba en indagatoria el fiscal de Mercedes Juan Ignacio Bidone, el abogado Matías Molinero, defensor Núñez Carmona, se presentó ante Ramos Padilla con un escrito en donde expuso detalles del caso Ciccone “en virtud de los alcances de la investigación” que se sustancia en Dolores “centrada en la actuación de una organización criminal dedicada a realizar múltiples tareas vinculadas al espionaje, que incluyeron investigaciones ilegales, extorsiones, ‘ablandes’, ‘puestas en pánico’, ‘aprietes’, ‘carpetazos’, ‘falsas denuncias’, entre otros modos de coacción e intimidación, todo ello con fines económicos y políticos“.

La defensa recordó que el 15 de noviembre de 2017 se celebró un acuerdo de colaboración entre el imputado Sr. Alejandro Vandenbroele y el fiscal Jorge  Di Lello, en el marco de la causa Ciccone. Y señaló que, según consta en la causa, una nota actuaria reseña que “el día 10 de noviembre de 2017 a las 17:24 horas, se recibió un llamado en la sede de la Fiscalía, proveniente del Juzgado Federal N° 4, donde se le informaba al Sr. Fiscal que la Sra. Ministro de Seguridad quería comunicarse con él”.

“Continúa refiriendo la nota, que a las 17:57 de aquél día, se recibió un llamado de la Sra. Ministra de Seguridad, Patricia Bullrich quien le informó al Sr. Fiscal que el Sr. Alejandro Vandenbroele tendría intenciones de acogerse al beneficio previsto en el artículo 41 ter del Código Penal de la Nación”, señaló el escrito.

Además, el abogado de Núñez Carmona afirmó que “el Sr. Alejandro Vandenbroele, en ocasión de prestar declaración indagatoria (10 de abril de 2018) en el marco del debate del juicio oral y público de la causa conocida como ‘Ciccone’ se refirió someramente a las circunstancias que antecedieron la celebración del acuerdo de colaboración de fecha 15 de noviembre de 2017” y afirmó: dijo allí que a través de una abogada de confianza de su familia, la Dra. Liliana Cobas, logró mantener distintas reuniones en el marco del Ministerio de Seguridad que finalmente derivaron  en el acuerdo de colaboración citado”.

Alejandro Vandenbroele en Comodoro Py (Adrián Escandar)
Alejandro Vandenbroele en Comodoro Py (Adrián Escandar)

“Amen de estas circunstancias, corresponde destacar a V.S., que a su momento el propio Alejandro Vandenbroele refirió al Sr. José María Núñez Carmona, en los días previos a la celebración del acuerdo de marras, que había mantenido, a requerimiento de su abogada la Dra. Liliana Cobas, una reunión con un agente de Prefectura que pretendía ‘llevarlo’ con el Juez a cargo de la investigación”, señaló Molinero.

Según señaló, “estos extremos fueron relatados detalladamente por mi asistido, el Sr. José María Núñez Carmona, en su declaración indagatoria prestada en el marco del debate de la causa ‘Ciccone’, el día 15 de mayo de 2018, es decir hace casi un año atrás. Por último y a fin de destacar las coincidencias que se advierten entre estos sucesos y la investigación que está llevando adelante V.S., acompaño también en formato digital, nota periodística del diario Clarín, Sección Política, de fecha 28 de agosto de 2017, firmada por el periodista Daniel Santoro titulada ‘Caso Ciccone: Vandenbroele negocia con el Gobierno convertirse en arrepentido’“.

En ese sentido, la defensa planteó que aquella nota se publicó “casi 3 meses antes de que se celebrara finalmente el acuerdo de colaboración entre Alejandro Vandenbroele y el titular de la Fiscalía Federal N° 1”.

“A esta altura, no parece casual la circunstancia de que el día 3 de noviembre de 2017, en horas de la madrugada se produjeran las detenciones del Lic. Amado Boudou y el Sr. José María Núñez Carmona, en el marco de la causa N° 1999/2012 en la cual Alejandro Vandenbroele también resulta imputado y en la cual a los pocos días de aquellos sucesos celebrara un acuerdo de colaboración con la Fiscalía interviniente”, se advirtió.

Contactanos

Tu opinión y experiencia en el sitio es muy importante para nosotros. Aguardamos tus comentarios.